Una famosa raíz 

El ginseng es una raíz que apenas está ganando fama en occidente, pero que ha sido un elemento básico de la medicina oriental, específicamente de la china, durante más de tres mil años.

¡Es tan valorado en China que las variedades antiguas, grandes y extrañas de ginseng pueden venderse más caras que el oro! En el 2007, una raíz de 300 años se vendió por ¡400 mil dólares! 

Los altos precios de la variedad silvestre han provocado una "fiebre del ginseng" aquí en los Estados Unidos, donde también crece. Los cazadores furtivos de ginseng silvestre han comenzado a hacerse famosos. Incluso, ¡hay algunos reality shows dedicados a esto!

Un remedio famoso

Pero, ¿por qué todo el mundo tiene tanto interés en poner sus manos en una raíz retorcida y fea como el ginseng?

Porque los practicantes de la medicina oriental tradicional creen que es el mejor remedio. Recetan ginseng para muchas dolencias, sobre todo para aumentar los niveles de energía, aumentar la inmunidad, reducir el azúcar en la sangre, mejorar el funcionamiento del cerebro e incluso (y especialmente en China), para aumentar el rendimiento sexual.

¡Son muchos los supuestos beneficios para una raíz tan pequeña! Algunos de estos superan el cuestionamiento científico, mientras que otros aún no se han comprobado. Pero analicemos tres formas en las que la ciencia aprueba el uso del ginseng:

Apoyo Energético

El uso casero más famoso para el ginseng es como refuerzo de energía. De hecho, lo encontrarás incorporado entre los ingredientes de muchas de las bebidas energéticas de tu tienda local.

Y los estudios científicos muestran resultados muy prometedores en esta categoría. Numerosas investigaciones han demostrado que los polisacáridos y oligopéptidos del ginseng pueden reducir la fatiga de las personas sanas (1) y también de aquellas que se recuperan del cáncer (2) y la fatiga crónica (3).

Incluso, un análisis (4) a gran escala de estudios existentes sobre ginseng mostró que en la mayoría de estos probó ser efectivo para reducir significativamente la fatiga.

Función inmune

Otro uso tradicional del ginseng es como remedio para fortalecer el sistema inmunológico. Y una vez más, la investigación científica actual parece respaldarlo con respecto a esto.

Un sistema inmunológico fuerte implica una compleja serie de reacciones naturales que trabajan para mantenernos saludables, y la investigación muestra que el ginseng es eficaz para ayudar a equilibrar muchas de esas reacciones a nivel celular. (5)

Un estudio (6) destacable se centró en la capacidad del ginseng para ayudar al cuerpo a combatir las infecciones bacterianas, específicamente en los pulmones. Su conclusión: "En caso de infecciones bacterianas, el ginseng actúa aliviando la producción de citocinas inflamatorias, aumentando las tasas de supervivencia y activando los fagocitos y las células asesinas naturales". Esto es una gran noticia si estás buscando una respuesta inmunológica más saludable.

Una poderosa inmunidad también está estrechamente relacionada con niveles más bajos de inflamación, y los estudios (7) han demostrado que el ginseng rojo es eficaz para reducir la respuesta inflamatoria.

Cerebro y estado de ánimo

¿Puede el ginseng realmente ayudar a mantenerte mentalmente más agudo a medida que envejeces? ¿O, incluso, mejorar tu estado de ánimo? Eso es lo que afirman muchos expertos en medicina oriental.

Hay poca investigación científica disponible en esta materia, pero los primeros resultados son interesantes. El ginseng rojo contiene un componente llamado compuesto K, y los primeros estudios (8) sobre su capacidad para proteger a los neurotransmisores del daño y mejorar la transmisión de datos son prometedores (9).

Otro estudio mostró que la suplementación con ginseng durante 8 semanas ayudó a un grupo de participantes del estudio a mejorar su memoria y estado de ánimo (10), incluso en dosis más pequeñas.

Y se ha demostrado (11), incluso, que el tratamiento a largo plazo del ginseng rojo mejora el déficit cognitivo de las personas que padecen la enfermedad de Alzheimer.

Que no te engañen

A la ciencia le encanta el ginseng, pero es muy importante obtenerlo de una fuente confiable. El fraude es impresionante en torno a un producto tan popular, especialmente en China.

Varias pruebas realizadas por agencias dedicadas a verificar la aplicación de la ley sobre productos vendidos en famosas tiendas, han demostrado que la mitad de las ocasiones en que un producto dice que tiene ginseng, ¡en realidad no lo contiene!

Asegúrate de que tu ginseng provenga de una fuente confiable.

En conclusión, aunque todavía no existen tantos (12) estudios que demuestren que el ginseng ayuda con el desempeño sexual como quisiéramos, todavía hay mucho de qué emocionarse cuando se trata de esta raíz :)

Seamos más saludables juntos

Tus amigos de Santo Remedio

Estamos aquí para ayudarte.

¿Tienes alguna pregunta sobre nuestros productos y servicios? Llama ya o envíanos un correo eletrónico a support@misantoremedio.com

Carrito de compra

Su carrito actualmente está vacío. Continúe explorando aquí.