¿Cómo lo hicieron los Incas?

Imagínate tener que caminar a pie entre cientos de cumbres montañosas de los Andes, algunas de hasta 4.500 metros de altura. Teniendo a la llama como único animal doméstico, que, pese a ser una gran proveedora de lana y un buen transporte para unos cuantos suministros, es demasiado frágil para soportar el peso de un adulto.

Así era la vida del antiguo pueblo Inca. Hasta que las enfermedades y las armas de acero los aniquilaron, los incas defendieron uno de los imperios y ejércitos más grandes del hemisferio occidental.

En su extenso territorio de más de 300.000 millas cuadradas, los incas crearon extensas carreteras y un impresionante sistema de cultivo en terrazas para mantener a su población de 12 millones de personas.

Eso es mucha gente. Pero, ¿cómo lograron sus increíbles hazañas? Para eso tenemos que, literalmente, volver a las raíces…

Raíz de maca: una antigua fuente de energía

Los historiadores creen que la raíz de maca, domesticada alrededor del 3.500 A.C., era una importante fuente de alimento para los incas que mejoraba la fertilidad, la nutrición y la energía. Algunos, incluso, dicen que los guerreros consumían esta raíz con sabor a nuez antes de las batallas para incrementar su fuerza y ​​resistencia.

El pueblo Inca cambiaba la maca por oro. Así de importante era esta raíz para su cultura. Después de la llegada de los españoles, se enteraron rápidamente del valor de esta planta y enviaron toneladas a España como pago de impuestos y para alimentar a los reyes.

La maca todavía crece en Perú, en las altas cumbres de los Andes. Y al igual que los incas que la cultivaban, la maca crece sin problemas en estas duras condiciones: temperaturas extremas, viento y sol constantes.

Quizás sea precisamente debido a que la maca ha sobrevivido a este entorno tan despiadado que puede brindarnos tantos beneficios para la salud.

La investigación científica descubre sus secretos

Hoy, los científicos respaldan lo que los pueblos originarios del Perú han sabido sobre la maca durante miles de años.

  • Los incas consumían y alimentaban a sus animales con maca para aumentar la fertilidad. La investigación preliminar sugiere que realmente mejora la fertilidad de los hombres. Un estudio mostró que la calidad y la cantidad de esperma de los hombres mejoraron después de usar maca durante 12 semanas.

  • Al igual que hizo con los incas andinos, la maca se destaca por su capacidad para aumentar la energía. Los investigadores estudiaron a ciclistas que se suplementaron con maca. Después de solo 2 semanas, informaron que podían andar en bicicleta 40 kilómetros en mucho menos tiempo.

  • Además, la investigación ha demostrado que la suplementación con maca puede aumentar la libido en mujeres y hombres. En un estudio de 12 meses, los hombres que consumieron maca informaron un aumento del deseo sexual a las 8 semanas. ¡Es un gran refuerzo de energía!

Santo Remedio nació de reconocer la sabiduría de nuestra herencia y encontrar soluciones que funcionen para el mundo moderno de hoy. ¿Necesitas más energía? ¿Buscas un poco más de acción en la alcoba? Podrías probar con maca y ver si lo que funcionó para el impresionante pueblo Inca funciona para ti.*

Seamos más saludables, juntos.

Tus amigos de Santo Remedio

Estamos aquí para ayudarte.

¿Tienes alguna pregunta sobre nuestros productos y servicios? Llama ya o envíanos un correo eletrónico a support@misantoremedio.com

Carrito de compra

Su carrito actualmente está vacío. Continúe explorando aquí.