¡Solo Hoy! 20% de descuento en todo nuestro Cuidado de la Piel

¡Solo Hoy! 20% de descuento en todo nuestro Cuidado de la Piel

Cómo mejorar tu digestión en 3 pasos

Todos hemos sufrido en algún momento los síntomas de una mala digestión y el malestar que produce sentir algo similar al paso de un huracán en tu estómago. Esas molestias como la hinchazón, los gases, el estreñimiento, y en el peor de los casos, la diarrea, son una alerta roja de que tu sistema digestivo necesita atención. Cuidar tu salud estomacal es importante, porque en el proceso de la digestión es donde los componentes químicos se transforman en moléculas como las proteínas, los carbohidratos y grasas. (1)

Si comer ha dejado de ser un placer, es hora de hacer algunos ajustes para disfrutar los alimentos y tener una digestión saludable. Cuidar tu salud intestinal es vital, lo mejor de todo es que es más sencillo de lo que piensas. Aquí te compartimos algunas sugerencias que te ayudarán a aliviar esos molestos síntomas.

Consume probióticos

Los populares probióticos son microorganismos vivos que han demostrado aportar beneficios para nuestra salud intestinal. Varios estudios documentan que estos podrían controlar una variedad de enfermedades intestinales y promover el bienestar general. (2) También han demostrado su efectividad en el tratamiento de la diarrea, el síndrome del intestino irritable, la colitis ulcerosa, la hinchazón y la flatulencia. (3)

¿Cómo incorporarlos en tu dieta? El yogur es un alimento rico en nutrientes como calcio, magnesio, vitamina B-12. Además contiene cultivos bacterianos beneficiosos que lo convierten en una gran fuente de probióticos, que son ideales para mejorar la absorción y la digestión de nutrientes. La combinación de yogur y las frutas es una deliciosa y saludable fuente de probióticos y prebióticos, ya que estos últimos pueden promover la salud digestiva, gracias a su fibra y antioxidantes que estimulan las bacterias saludables en el intestino (4). Pero si las frutas y el yogur no te apasionan, no hay problema, porque hoy existen en el mercado alternativas como los suplementos de probióticos, que aportan beneficios para tu salud intestinal (5).

Evalúa lo que comes a diario

Una mala digestión suele ser el resultado de consumir alimentos que no son saludables y que probablemente ya te causaron malestar anteriormente. Escucha a tu cuerpo y pon atención cada vez que ingieres ciertas comidas. Tal vez llegó el momento de hacer cambios en tus hábitos alimenticios, consumir más fibra y menos comidas procesadas. Investigaciones revelan que las dietas veganas bien planificadas pueden beneficiar tanto el metabolismo, como la salud intestinal. El perfil del intestino de personas que mantienen una dieta basada en plantas parece tener características únicas, incluida una abundancia de especies protectoras para el intestino y niveles reducidos de inflamación (6). Si no te sientes capaz de dejar por completo los productos de origen animal, al menos puedes comenzar por cambiarte a un estilo intermedio como la alimentación mediterránea o paleo, que si bien no son veganas, incluyen mayor cantidad de alimentos frescos y de origen vegetal. Un paso más cerca.

Aumenta el consumo de fibra

Como ya mencionamos, la fibra ayuda de diversas maneras a la salud intestinal, entre estas, apoyando la microbiota o flora intestinal, lo cual regula el proceso digestivo y la eliminación de deshechos. Y además de las frutas, verduras y granos integrales, el nopal es otra alternativa para tu salud digestiva. Esta planta milenaria también conocida como chumbera, tuna o sabra, contiene nutrientes y un importante contenido de fibra soluble, que ayuda a la reducción de la absorción de grasa a nivel intestinal. Esto además de ayudar a una mejor digestión, ofrece una sensación de saciedad al comer.  (7) Las partes comestibles de este cactus son las hojas, las flores, los tallos y los frutos, que puedes preparar de muchas maneras, como un delicioso jugo de tunas, tacos veganos de nopal salteado o ensalada de nopalitos frescos. Y si la cocina no te llama la atención, simplifica su consumo con un suplemento. ¡Fácil!

Mejorar tu digestión está en tus manos. Recuerda que la clave está en una buena alimentación.

Seamos más saludables juntos.

Tus amigos, Santo Remedio.

Referencias

1. Hoyle T. “The digestive system: linking theory and practice.” Br J Nurs. Vol.7;6(22):1285-91. Dec. 1997 doi: 10.12968/bjon.1997.6.22.1285. URL: https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/9470654/

2. Kim SK, Guevarra RB, Kim YT, Kwon J, Kim H, Cho JH, Kim HB, Lee JH. “Role of Probiotics in Human Gut Microbiome-Associated Diseases.” J Microbiol Biotechnol. Vol.28;29(9):1335-1340. Sep. 2019 doi: 10.4014/jmb.1906.06064. URL: https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/31434172/

3. Williams NT. “Probiotics.” Am J Health Syst Pharm. Vol.15;67(6):449-58. Mar. 2010 doi: 10.2146/ajhp090168.URL:https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/20208051/

4. Fernandez MA, Marette A. “Potential Health Benefits of Combining Yogurt and Fruits Based on Their Probiotic and Prebiotic Properties.” Adv Nutr. Vol.17;8(1):155S-164S. Jan. 2017 doi: 10.3945/an.115.011114. URL:https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/28096139/

5. Zawistowska-Rojek A, Tyski S. “Are Probiotic Really Safe for Humans?” Pol J Microbiol. Vol. 67(3):251-258. 2018 doi: 10.21307/pjm-2018-044. URL: https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/30451441/

6. Glick-Bauer M, Yeh MC. “The health advantage of a vegan diet: exploring the gut microbiota connection.” Nutrients. Vol.31;6(11):4822-38. Oct. 2014 doi: 10.3390/nu6114822. URL:https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/25365383/

7. Sáenz C, Sepúlveda E, Pak N, Vallejos X. “Uso de fibra dietética de nopal en la formulación de un polvo para flan [Use of nopal dietary fiber in a powder dessert formulation].” Arch Latinoam Nutr. VOl.52(4):387-92. Spanish.Dec. 2002 URL:https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/12868280/

Estamos aquí para ayudarte.

¿Tienes alguna pregunta sobre nuestros productos y servicios? Llama ya o envíanos un correo eletrónico a support@misantoremedio.com

Carrito de compra

Su carrito actualmente está vacío. Continúe explorando aquí.