Remedios para la Diabetes

5 REMEDIOS CASEROS para combatir la DIABETES

¿Por qué tratar la diabetes se complica tanto?

Sabemos que hay medicamentos para casi todo. El gran problema de aquellos que ayudan a controlar la diabetes, es que, al ser usados de manera permanente, provocan efectos secundarios como:

  • Aumento de peso.

  • Baja súbita de azúcar en la sangre.

  • Aumento del riesgo de fracturas, especialmente en las mujeres.

  • Así como insuficiencia cardiaca, entre otros.

Por eso, la mejor opción es tratar de evitarla y controlarla naturalmente.

Aquí tienes 5 remedios caseros, que cuentan con evidencia científica, para apoyarte en esta tarea ¡y que puedes encontrar en tu alacena!

Canela

  • Una investigación realizada en Turquía encontró que un consumo de 3 a 6 gramos de canela afecta positivamente el nivel de glucosa en la sangre en ayunas, después de comer, la glucosa adherida a la hemoglobina y el índice de masa corporal.

  • Otro estudio realizado en Estados Unidos mostró que los componentes de la canela pueden ser importantes en el alivio y prevención de los signos y síntomas del síndrome metabólico, la diabetes tipo 2, las enfermedades cardiovasculares y otras relacionadas a éstas como la resistencia a la insulina, niveles elevados de glucosa y lípidos, inflamación y aumento de peso.

  • Dosis: 1 cucharadita diaria de canela molida o 1 rama de canela en té, infusiones, batidos, postres, etc.

(1) (2)

    Moringa 

    • En diversos estudios, las hojas de esta planta originaria de las montañas del Himalaya han demostrado reducir la glucemia o exceso de azúcar en la sangre, sin provocar efectos adversos, proporcionando pruebas de que puede utilizarse para controlar el índice glucémico en la diabetes y la prediabetes.

    • Una búsqueda sistemática de estudios científicos sobre los efectos de la moringa en el metabolismo de la glucosa en modelos animales confirma su efecto hipoglucemiante, a corto y largo plazo, así como en la prevención de otros cambios metabólicos y complicaciones relacionadas al exceso de glucosa.

    • Dosis: como té, 2 tazas al día o como suplemento, entre 1200 a 1500 mg.

    (3) (4)

      Salvia

      • Tiene propiedades hipoglucemiantes, que ayudan a disminuir el azúcar en la sangre.

      • Un estudio mostró que podría ser beneficiosa en pacientes diabéticos reduciendo especialmente la glucosa pospandrial (después de comer) y el colesterol.

      • El hígado juega un papel central en la generación de energía a partir de la glucosa y la acción de la insulina, por lo tanto, también en la gestación de la diabetes y las complicaciones posteriores cuando no funciona adecuadamente. La salvia regula la liberación de la glucosa que se encuentra guardada en el hígado e inhibe las alzas de glucosa, ayudando con esto a cuidarlo y depurarlo.

      • Dosis: 2 tazas al día, 1 bolsita o 1 cucharada de hojas por taza.

      (5) (6)

        Aloe vera

        • Los compuestos naturales llamados “fitoesteroles”, así como la fibra soluble llamada glucomanano, entre otras sustancias presentes en esta planta, tienen propiedades antiglucémicas.

        • Una búsqueda sistemática de estudios científicos evaluó la eficacia del aloe vera en el manejo de la prediabetes y la diabetes mellitus temprana no tratada. Esta revisión mostró que esta planta redujo significativamente las concentraciones de glucosa en sangre en ayunas y de hemoglobina glicosilada, A1c o el promedio de los niveles de azúcar en los últimos 3 meses, probando su efectividad en pacientes con prediabetes y diabéticos diagnosticados de manera temprana.

        • Dosis: entre 1 a 3 cucharadas diarias de gel en jugo o en batidos.

        (7)

          Jengibre:

          • Diversas investigaciones han analizado las propiedades antidiabéticas del jengibre. Una de éstas, realizada en Irán, mostró que la suplementación de jengibre redujo significativamente el azúcar en sangre en ayunas y la hemoglobina A1c, entre otros aspectos, en pacientes diabéticos tipo 2, bajando el riesgo de algunas complicaciones crónicas de la diabetes.

          • Dosis: Un trocito de raíz fresca en infusiones, jugos, batidos, agregado a diversos platillos. O 1 cucharadita diaria. En suplemento, entre 500 a 2500 mg divididos en dosis pequeñas durante el día.

          (8)

            Revisa en nuestro sitio otras opciones que pueden ayudarte a que lo más dulce en tu vida seas tú y no tu glucosa fuera de control.

            Seamos más saludables, juntos.

            Tus amigos Santo Remedio,

            Comparte

            Leer más